refrito.es.

refrito.es.

Refritos de frijoles rancheros: una receta sencilla y deliciosa para compartir

Refritos de frijoles rancheros: una receta sencilla y deliciosa para compartir

Refritos de frijoles rancheros: una receta sencilla y deliciosa para compartir

Los frijoles rancheros son la base de la cocina mexicana. Se les puede encontrar en cualquier hogar, en cualquier restaurante y en cualquier fiesta. No hay nada más reconfortante que un plato de frijoles recién cocidos. Pero, ¿qué hacer cuando nos sobran frijoles? La respuesta es simple: refritos.

Los refritos son una forma de recalentar los frijoles sobrantes. Básicamente, se fríen los frijoles cocidos en aceite o manteca. La idea es que los frijoles se cocinen un poco más y se mezclen con la grasa. Esto les da un sabor más intenso y una textura más cremosa.

En este artículo te enseñaremos cómo hacer unos refritos de frijoles rancheros deliciosos. Es una receta sencilla que puedes preparar en casa y que seguramente te encantará.

Ingredientes:

- 2 tazas de frijoles cocidos (pueden ser pintos o bayos)
- 2 cucharadas de aceite o manteca
- 1/4 de cebolla finamente picada
- 1 diente de ajo finamente picado (opcional)
- Sal al gusto

Preparación:

1. Calienta el aceite o manteca en una sartén grande a fuego medio.

2. Agrega la cebolla y el ajo. Cocina hasta que estén suaves y translúcidos.

3. Agrega los frijoles cocidos y revuelve para mezclar con la cebolla y el ajo.

4. Cocina a fuego medio durante unos 10 minutos, revolviendo de vez en cuando. Los frijoles comenzarán a deshacerse. Este es el momento perfecto para condimentarlos con sal al gusto.

5. Continúa cocinando los frijoles hasta que tengan una textura suave y cremosa. Esto puede tardar entre 15 y 20 minutos.

6. Si los frijoles se secan demasiado, puedes agregar un poco de agua. Pero ten cuidado de no agregar demasiada, ya que los refritos deben tener una textura cremosa y no acuosa.

7. Una vez que los frijoles estén cocidos a tu gusto, retira la sartén del fuego y deja que se enfríen un poco antes de servir.

Ahora que tienes la receta básica de los refritos de frijoles rancheros, puedes experimentar con diferentes ingredientes y técnicas para hacerlos aún más deliciosos. Aquí te dejamos algunas ideas:

- Agrega un poco de chile en polvo o chipotle para darle un toque de picante.
- Añade un poco de epazote picado para darle sabor.
- Sustituye la cebolla por una combinación de chile verde y tomate picados.
- Usa manteca en lugar de aceite para un sabor aún más auténtico.
- Si quieres unos refritos más sanos, puedes utilizar aceite de aguacate en lugar de aceite vegetal.

Los refritos de frijoles rancheros son una excelente opción para compartir en una reunión con amigos o familiares. Puedes servirlos como guarnición o como plato principal. Se acoplan perfectamente con tacos, enchiladas, burritos y cualquier otra comida mexicana. Además, son muy económicos y fáciles de preparar.

En conclusión, los refritos de frijoles rancheros son una receta sencilla y deliciosa que puedes hacer en casa con los frijoles sobrantes. Son una forma de darle una segunda vida a los alimentos y disfrutar de un plato sabroso y reconfortante. Con estos consejos, seguro que tus refritos serán un éxito en tu próxima comida. ¡Buen provecho!